Archivos por Etiqueta: Inglaterra

Activist arrested for allegedly defacing Westminster Abbey statue

Tal y como nos cuenta Elena Vozmediano, Fathers 4 Justice siguen con su cometido y acumulan el tercer caso de lo que podría llamarse vandalismo artístico reivindicativo. Esta vez  con una estatua de Westminster Abbey. Obsérvese que ahora los medios de comunicación ya no muestran fotos de la obra ni detalles de los daños.

Fuente: The Guardian

Westminster-Abbey.-004

An activist who allegedly defaced a statue at Westminster Abbey in a protest against the family court system will continue to be questioned by police on Monday.

Cheryl Corless, a campaigner for the pressure group Stolen Children of the UK, was arrested on suspicion of criminal damage after entering the abbey and allegedly spraying the statue on the left hand of the nave, protest group Fathers4Justice said in a statement.

Martin Matthews, a Fathers4Justice campaigner from Great Bookham in Surrey, was also present during the incident but was not arrested, the organisation said.

It is the third protest of its kind in recent weeks and the second in Westminster Abbey itself. Fathers4Justice has encouraged its supporters to take direct action in the spirit of the Suffragettes.

A Fathers4Justice spokesman said: “This was a copycat Suffragette-style protest. Obviously that is the way we are heading at the moment after the two protests on paintings.

“Everyone is celebrating what the Suffragettes did 100 years ago and now we are doing the same type of thing to get equality for fathers in the justice system.

“This protest is about the whole family courts system and the fact that they operate in secret behind closed doors – they are unaccountable and can do whatever they like without the public knowing a thing about it.

“We want to see a transparent and open family court system.”

A Scotland Yard spokesman said on Sunday night: “At 7.05pm we were called to reports that a statue had been spray-painted in Westminster Abbey.

“A woman has been arrested on suspicion of criminal damage and is being held at a central London police station. A man was also present but was not arrested.”

Last week Paul Douglas Manning, 57, a protester thought to be linked to Fathers4Justice, allegedly glued a four-inch photograph of a young boy to John Constable’s masterpiece The Hay Wain in the National Gallery. He has been charged with criminal damage.

Fathers4Justice campaigner Tim Haries allegedly sprayed the word “help” onto a portrait of the Queen in Westminster Abbey on June 13. He has indicated that he will plead not guilty to one count of criminal damage.

On Friday, Fathers4Justice announced that it was abandoning its five-year “attempted engagement with the political establishment” and called on supporters to take “independent weekly direct action”.

John Constable Painting Attacked by Fathers 4 Justice

Paul Douglas Manning, 57 años, de Shieffeld es uno de los miembros de Fathers 4 Justice. Después de haberlo detenido, la policía lo declara como responsable de pegar una fotografía de su hijo sobre la pintura The Hay Wain de John Constable como acto reivindicativo sobre la custodia de su hijo. En de la fotografía, había escrita la palabra “Help” y parece no haber dañado al cuadro. Esta acción ha sido llevada a cabo después de 5 años de intentar recuperar a su hijo por la vía legal y después de convocar a Fathers 4 Justice a llevar a cabo una acción semanal. Esta organización defiende los derechos de los padres desde 2002 y han ganado mucha atención de los medios debido a la naturaleza de sus actos reivindicativos.

El ataque al retrato de Isabel II también se atribuye a uno de los miembros de la misma organización, Tim Haries de 41  años. Tim ya está en trámites con la justicia y parece ser que, pese a la negativa de Manning a colaborar, va a tener que hacer lo mismo o buscar otras vías para que le absuelvan de los cargos criminales.

Hace poco, un artículo en The Guardian especulaba sobre si existe una moda a atacar obras de arte. Y ayer el Huffignston Post incluía unas diapositivas sobre The Art of Vandalism. Parece ser que los ingleses la tienen tomada con el valor económico y simbólico del arte, de modo que en las próximas semanas subiré más material relacionado con esto.

Gracias a Elena Vozmediano por el pase!

Fuente: MailOnline

article-2350831-031DDBBC0000044D-192_634x473

A man thought to be a campaigner for Fathers 4 Justice has been charged with criminal damage after a picture of a boy was stuck to one of the country’s most famous paintings.

Paul Douglas Manning, 57, from Sheffield, was arrested yesterday after a photograph was stuck to the canvas of John Constable’s The Hay Wain at the National Gallery.

He appeared at Westminster Magistrates’ Court today where he was bailed to appear at Southwark Crown Court on July 12.

The incident comes two weeks after a man, also linked to Fathers 4 Justice, was accused of defacing a portrait of the Queen at Westminster Abbey.

A spokesman from the group, which campaigns for fathers’ custody rights, yesterday claimed responsibility for the latest attack.

In a statement it said it was a ‘final act of desperation’ after a man lost a final appeal in the High Court over custody rights to his son.

Gallery curators said there was ‘no lasting damage’ to the painting, which was completed by Constable in 1821 and shows a hay cart crossing the River Stour near Flatford Mill in Suffolk.

A National Gallery spokesman said: ‘No damage to Constable’s original paint occurred and there is no lasting damage to the painting.

‘We are currently investigating this with the police.’

article-2350831-1A8FF8D2000005DC-461_634x475

VANDALISED THE HAY WAY PAINTING BY JOHN CONSTABLE

article-2350831-1A8ECF44000005DC-113_634x406

The painting was due to be put back on display today, she added.

Separately, a court was told yesterday that a Fathers 4 Justice campaigner caused up to £10,000 worth of damage when he allegedly defaced a portrait of the Queen at Westminster Abbey.

Tim Haries, 41, from Doncaster, is accused of daubing the artwork, created for the Diamond Jubilee, with the word ‘help’ after smuggling spray paint into the Abbey on June 13.

The £160,000 painting, called The Coronation Theatre, had only been on show for two weeks.

Haries is due to stand trial after indicated a plea of not guilty to one count of criminal damage at Southwark Crown Court yesterday.

Fathers 4 Justice yesterday called on fathers to take direct action ‘to defend themselves and the 1,000 families a week destroyed in the secret family courts’.

It also said it was refusing to deal with the national media because of ‘inaccurate and misleading reporting’ of its campaign.

Atentado contra el cuadro de Isabel II

Un miembro de la asociación Padres por la Justicia ha sido detenido a primera hora de la tarde del jueves después de pintarrajear con un spray un retrato de la reina Isabel II que se estaba exhibiendo en la Sala Capitular de la Abadía de Westminster. El cuadro, que podrá ser restaurado, es una obra del pintor australiano radicado en Londres Ralph Heimans y fue pintado el año pasado con motivo del Jubileo de la Reina.

La protesta, que parece querer llamar la atención sobre las discriminaciones judiciales que dicen sufrir muchos progenitores en los conflictos matrimoniales y sobre todo en los litigios por la custodia de los hijos o su derecho a visitarlos, se ha producido en vísperas del Día del Padre, que en Reino Unido se celebra el próximo domingo. La asociación se ha desmarcado de un acto de protesta que ha sido ya calificado de un desprecio a la reina y que es difícil que sea bien aceptado por la opinión pública.

En el pasado, Padres por la Justicia arrojó una bolsa con harina de color púrpura al entonces primer ministro, Tony Blair, cuando hablaba en la Cámara de los Comunes y protagonizó espectaculares escaladas de algunos de sus miembros en edificios emblemáticos como el palacio de Westminster y el palacio de Buckingham.

“No ha sido una protesta oficial der Padres por la Justicia pero ha sido llevada a cabo por uno de sus miembros. El domingo es el Día del Padre y son fechas muy emotivas. Esta protesta es una forma desesperada de pedir ayuda”, declaró la asociación en una nota.

Antes, la abadía de Westminster había publicado también un comunicado explicando: “En un incidente ocurrido este mediodía, un visitante de la abadía ha pintado con espray un retrato de la reina obra de Ralph Heimans y que se exhibía en la Sala Capitular”. El cuadro ha sido retirado, que se iba a exhibir hasta septiembre, ha sido retirado para proceder a su restauración.

La obra, de 2,7 metros de alto y 3,3 metros de largo, presenta a la reina posando vestida con la ropa que llevaba en la ceremonia de coronación en 1953 y en el mismo lugar en que fue coronada. Isabel II asistió hace poco más de una semana a un servicio religioso para celebrar el 60 aniversario de esa ceremonia de coronación, aunque de hecho accedió al trono 18 meses antes, al morir su padre, el rey Jorge VI.

La obra fue encargada para celebrar el Jubileo y fue un regalo a la abadía de lord y lady Harris de Peckham. “Lo más importante ahora es restaurarlo. Va a llevar su tiempo pero se podrá restaurar”, declaró lord Harris a la BBC. “Meterse de esta manera con la reina es ridículo”, añadió. Y explicó que el agresor pintarrajeó la obra “con bastante pintura” al parecer de color turquesa.

Fuente: El País

“Las religiones dividen, los museos forman ciudadanos del mundo”

Reflexiones de Neil MacGregor, sobre los retos a los que se enfrentan los museos de todo el mundo.

Fuente original: Artículo en El País 17-Abril-2013

Neil MacGregor (Glasgow, 1946), director del Museo Británico de Londres, divulgador radiofónico y una de las autoridades intelectuales más admiradas de Reino Unido, vino a Madrid a celebrar algo más que el préstamo de la muestra de dibujos El trazo español en el British Museum.Dibujos del Renacimiento a Goya.“Este año se cumple medio siglo de la primera vez que visité el Prado. Lo recuerdo perfectamente; iba con mis padres y me negué a salir para comer… ¡quería seguir viendo más salas!”. Entonces, MacGregor solo era un chico escocés con una curiosa idea acerca del gusto artístico: “Crecí en Glasgow, al lado de la casa del refinado Stirling Maxwell, que tenía una de las mayores colecciones de arte español. Y cuando tenía ocho años, la ciudad compró Cristo de San Juan de la Cruz, de Dalí. De modo que a tan tierna edad pensaba que los coleccionistas coleccionaban arte español y que cuando las ciudades compraban, también se decantaban por su país”.

Aquel chico se convirtió en director de museo, primero de la National Gallery y desde 2002 del British, institución que aspira a contener el mundo desde la antigüedad hasta nuestros días. También hizo historia de la radio con un programa de la BBC (que se convirtió en libro, editado por Debate) en el que dos millones de años de la humanidad quedaban explicados en 100 objetos. Sobre los retos que aguardan en el futuro a los museos charló con EL PAÍS en el moderno, soleado y apacible claustro de la ampliación del Prado, metáfora de lo mucho que han cambiado las pinacotecas en este medio siglo. “Han cambiado, sí, ¡pero los cuadros, no!”.

Mostrar el pasado en el futuro.“Siguen siendo los lugares para entender el mundo mirando al pasado. En el Prado compruebas que la historia de Europa es una sola, cultural y políticamente. Luchamos últimamente por construir una única historia Europea cuando es una historia que llevamos construyendo desde hace siglos. Los museos te permiten entender el mundo. Obviamente, el British es distinto, porque reúne objetos de todas las civilizaciones. Pero lanza el mismo mensaje: el mundo siempre ha estado conectado”.

¿Entradas gratis para todos? “La tradición en Gran Bretaña es que los museos sean gratis, porque así fue el mandato del Parlamento que los creó en el siglo XVIII. Se establecieron sin coste para los ciudadanos ingleses y extranjeros. Si quieres que la gente entienda el mundo debes hacer la entrada accesible y gratuita. Un museo es un espacio público de la mente y el espíritu que todos los ciudadanos tienen el derecho a habitar”.

Sobrevivir a los recortes. “Como en España, las instituciones de Gran Bretaña sufren recortes en la asignación pública. Los combatimos recurriendo al dinero privado; echando mano de las ventas de la tienda y también de los patrocinadores, bien sean empresas o ciudadanos individuales. Y luego compartimos nuestra colección con el resto del mundo, como creo que está haciendo con mucho criterio el Prado. En todos los continentes puedes ver en estos momentos cuadros de la pinacoteca madrileña. Eso, además de reafirmarnos en que esos tesoros pertenecen a todo el mundo, también implica que los receptores de esas colecciones apoyan las finanzas del museo”.

“Para conseguir el equilibrio perfecto no hay una fórmula. La tradición británica siempre ha sido una mezcla entre lo público y lo privado. Mitad y mitad. Creo que ese es un buen porcentaje. El Estado garantiza la continuidad y la seguridad de la colección y las empresas, los particulares y los museos del extranjero ayudan de otras maneras. La fórmula es difícil, pero clara: mucho trabajo duro. Puede ser un asunto complejo, pero recuerda a los museos cuál es su público y de qué modo deben dirigirse a él. Es importante no ser totalmente dependiente de lo privado ni de lo público; es necesario tener independencia a la hora de contar una historia académicamente verdadera”.

¿A quién sirve la diplomacia cultural? “Depende lo que entienda por ese concepto. No creo en los museos como un arma del Estado. Porque las piezas no les pertenecen. Ahora bien, al hacer viajar a las obras se crea un diálogo, un debate con la gente. Últimamente estamos prestando mucho más a China e India. Ellos nunca han tenido la oportunidad de ver las piezas del antiguo Egipto, por ejemplo. Con ellas, permitimos a esos países entrar y relacionarse con la historia de nuestro tiempo, que es una historia global. Es una forma de comunicación, pero no debe ser un subterfugio para emplear a Velázquez en el propio interés de un país o de otro”.

¿Expolio o propiedad legítima? “No creo en la devolución de las piezas si fueron correctamente adquiridas. Y sabemos que no siempre fue de esa manera: hubo un montón de saqueos en la II Guerra Mundial. Las cosas no han mejorado mucho en los últimos 30 o 40 años. Pero si los objetos fueron obtenidos legalmente, como sucedió con el Partenón, no entiendo por qué habría que devolverlas. Sucede lo mismo con las pinturas flamencas del Prado, ¿por qué deberían devolverse? Aquí están accesibles a todo el mundo. El gran desafío es luchar contra las excavaciones ilegales y ser capaces de compartir estos tesoros con todo el mundo. Estas joyas no pertenecen a París, a Berlín o a Madrid, sino que estas ciudades deben compartirlas. Las religiones dividen, los museos forman ciudadanos del mundo”.

Desafíos. “El peligro para el futuro de los museos es el nacionalismo. La misma existencia de las colecciones de arte supone una negación del nacionalismo, porque aportan una visión de la humanidad en su conjunto. Quizá es más importante hoy que nunca, cuando vemos los peligros de la división por todo el mundo. Estas colecciones nos enseñan a compartir”.

¿Hay un límite para el número de visitantes? “Es un gran dilema. Nosotros tenemos seis millones. Hay un límite, indudablemente. Tenemos que ser capaces de acomodar nuestros edificios a esa demanda. Y luego, volvemos a la idea del museo viajero; si los visitantes no pueden venir aquí, podemos mandarles las piezas. También hay que trabajar por hacer las colecciones accesibles para todos, en la Red y también en los teléfonos inteligentes. Y lo que hacen los móviles es hacer accesible la colección a todos los usos”.